1A VIEW

Adiós vaquero

En el brindis con los compañeros de trabajo deseamos lo mejor para 2016. Decimos contentos que se va un año lleno de estrés, apuro y cansancio. Pero no decimos que también se van cosas bellas. Es lógico, nos pondría tristes. Como el final de Toy Story.
Alguien dijo que las películas de dibujos animados son para niños. Debe ser alguien que no vio Toy Story 3. Alguien con suerte. Los adultos que fuimos traicionados por Pixar en aquel final, rogando que no prendan las luces, secándonos desesperadamente con cualquier cosa, hoy ya estamos listos para decirle al 2015: -Adiós vaquero.

Comentarios

Proyectos relacionados

Suscríbete para recibir contenidos.

Not readable? Change text. captcha txt

Start typing and press Enter to search